martes, 19 de enero de 2010

Chan: "Hemos tenido suerte con el virus de la gripe"


"Hemos tenido suerte con el virus de la nueva gripe. Inicialmente se propagó por países con buenos sistemas de vigilancia. Si hubiera mutado, estaríamos afrontando consecuencias muy graves". Así empezó el apartado dedicado a esta enfermedad la directora de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Margaret Chan, durante su discurso de apertura de la reunión del Consejo Ejecutivo del organismo, ayer.

Chan aprovecha cada intervención pública para defender su gestión de la crisis del H1N1, criticada desde algunos sectores por alarmista y por connivencia con las farmacéuticas. "El virus no mutó a una forma más virulenta. La resistencia al oseltamivir no se propagó. Se ha demostrado que la vacuna es segura y eficaz ante el virus circulante. Y las cosas podían haber ido mal en cualquiera de estos aspectos", resaltó. La organización, que protagonizará a su pesar una sesión del Consejo de Europa, ha encargado una auditoría externa con el propósito de defender las decisiones adoptadas en relación con la pandemia.

"Durante cualquier emergencia de salud pública, los responsables sanitarios deben tomar decisiones urgentes en una atmósfera de considerable incertidumbre científica. Como nuestra obligación es salvaguardar la salud pública, la tendencia es casi siempre la de equivocarse por exceso de precaución. Todos preferimos una pandemia leve con un amplio surtido de vacunas a una pandemia grave con un suministro inadecuado de inmunizaciones", manifestó Chan.

Convencimiento

La responsable de la OMS está convencida "de que cuando se escriba la historia de esta pandemia, la rapidez en la que los Gobiernos tomaron las decisiones para proteger a las poblaciones obtendrá las mejores calificaciones".

Chan mantiene sus reservas sobre la evolución del virus: "En algunos países del hemisferio norte la pandemia está remitiendo. Lo peor ha podido pasar. Pero sería insensato sacar conclusiones antes de abril, cuando acaba la temporada habitual de gripe. Aún queda mucho invierno. Además, no podemos predecir lo que va a suceder desde ahora hasta el final de año, cuando el hemisferio sur entre en su temporada de gripe y el virus se vuelva más transmisible".

© EDICIONES EL PAÍS S.L. - Miguel Yuste 40 - 28037 Madrid [España] - Tel. 91 337 8200

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada