miércoles, 21 de octubre de 2009

Canadá aprueba el uso público de la vacuna contra el virus H1N1


EFE.- 21 oct (EFE).- El Gobierno canadiense aprobó hoy el uso público de la vacuna contra el virus H1N1 que provoca la gripe A, anunció la ministra de Sanidad, Leona Aglukkaq, quien recomendó a toda la población canadiense que se vacune contra la enfermedad.Seguir leyendo el arículoA principios de la semana las autoridades canadienses empezaron a enviar dos millones de dosis de la vacuna en previsión de la aprobación de su uso y señalaron que la totalidad de la población, unos 34 millones de personas, podrá contar con la vacuna antes de finales de año."Canadá está en la envidiable posición de ofrecer la vacuna a todos sus ciudadanos que la necesitan y la quieren" afirmó la ministra Aglukkaq durante una conferencia de prensa celebrada hoy en Ottawa.El Gobierno canadiense ha contratado con la firma farmacéutica GlaxoSmithKline la producción de 50,4 millones de dosis de la vacuna en el laboratorio que la multinacional tiene en la ciudad de Québec.El plan establece la producción de unas 3 millones de dosis de la vacuna a la semana.
Las autoridades sanitarias canadienses insistieron en la seguridad de la vacuna a pesar de que las pruebas clínicas solo se iniciaron esta semana y su aprobación está basada en los resultados de las realizadas en Europa."Nuestros científicos han revisado la mejor ciencia disponible, datos de pruebas clínicas, información y pruebas sobre el virus H1N1 y vacunas de Canadá y de todo el mundo", afirmó Aglukkaq."Tan pronto como la vacuna esté disponible en sus comunidades, animo a todos los canadienses a que se vacunen ya que no hay mejor forma para luchar contra el virus de la gripe A", añadió la ministra.La vacuna aprobada cuenta con un producto químico que actúa para reforzar sus propiedades, conocido como "adjuvant", y que no está recomendado para mujeres embarazadas o bebés.El doctor Elwyn Griffiths, director del Ministerio de Sanidad y encargado del proceso de aprobación de la vacuna para su uso público, afirmó que las pruebas realizadas con las vacunas dotadas del "adjuvant" son seguras para la mayoría de la población.
"Esta vacuna es tanto segura como efectiva", afirmó Griffiths, quien añadió que, dada la rapidez con la que se ha tenido que aprobar el uso de la vacuna, las autoridades sanitarias prestarán especial atención a posibles reacciones negativas entre el público."Como condición a la autorización, GSK tendrá que continuar realizando estudios clínicos tras la puesta en el mercado de la vacuna y reafirmar la seguridad y efectividad de la vacuna", añadió Griffiths.Las autoridades sanitarias canadienses también dijeron que en los próximos días estará disponible una versión de la vacuna sin "adjuvant" destinada para mujeres embarazadas y bebés con menos de seis meses de edad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada